Anegada la provincia de Pinar del Río

Otra poderosa tormenta, el huracán María, devastó el Caribe a fines de septiembre, incluyendo a Dominica y Puerto Rico, un territorio estadounidense.

El huracán Nate deja lluvias e inundaciones en Pinar del Río

Lluvias en Pinar del Río tras el paso de Nate. (TELE PINAR)
DDC | Pinar del Río | 8 de Octubre de 2017

El paso de las lluvias asociadas a la tormenta tropical Nate dejó acumulados significativos en Pinar del Río, según dio a conocer la oficial TelePinar.

Se reportaron, asimismo, inundaciones. El arroyo de San Juan y Martínez penetró en casas ubicadas en zonas bajas, mientras el río San Juan se desbordó de su cauce.

Los 24 embalses locales estaban este domingo a un 94% de su capacidad total con 738,5 millones de metros cúbicos de agua.

Asimismo, se reportaron desde el viernes lluvias en San Juan y Martínez con acumulados de 102,7 mm, en la localidad Isabel Rubio de 71,8 y en La Palma de 63,8.

En cuanto a los vientos, la estación Cabo San Antonio registró rachas que superaron los 90 km/h.

Los vientos causaron afectaciones en el servicio eléctrico que no fueron detalladas por la prensa oficial.

De acuerdo con las autoridades, no hubo daños a la telefonía fija ni a la celular.

La Defensa Civil cubana había declarado en fase informativa el viernes el territorio de Pinar del Río y también las provincias de Artemisa, Mayabeque y el municipio Isla de la Juventud.

Nate llega a territorio de EEUU

El huracán Nate tocó tierra por segunda vez en la costa sur de Estados Unidos en la madrugada de este domingo, luego de dejar al menos 31 muertos y cuantiosos daños en Centroamérica, reporta la AFP.

Cerca de la 1:30 am locales, el Centro Nacional de Huracanes (NHC) anunció que el ciclón tocó tierra a unos ocho kilómetros al oeste de Biloxi, Mississippi, provocando una fuerte marejada.

Este es el tercer huracán que golpea el sur de Estados Unidos en menos de dos meses. Nate, actualmente de categoría 1 en la escala Saffir-Simpson de cinco, lleva rachas de viento de 140 kilómetros por hora.

Después de tocar tierra otra vez en Mississippi, se espera que el ojo de Nate pase por partes de Alabama y Tennessee más tarde, hacia la noche del domingo, señaló el NHC.

El centro alertó que “la combinación de una peligrosa tormenta y la marea causarán crecientes inundaciones en las áreas normalmente secas de la costa hacia zonas del interior”.

El NHC estima que las inundaciones provocadas por el huracán puedan llegar hasta los 3,35 metros en algunas zonas y precipitaciones que lleguen hasta los 26 centímetros.

En su paso por Centroamérica, Nate dejó una estela mortal: 16 personas fallecieron en Nicaragua, 10 en Costa Rica, tres en Honduras y dos en El Salvador.

Nate es el último de una serie de tormentas letales que ha golpeado el Caribe en esta temporada de huracanes, que suele durar de junio a noviembre y este año ha sido especialmente fuerte.

El sureste de Estados Unidos fue golpeado en agosto por dos huracanes: Harvey, que provocó más de 70 muertos y considerables daños materiales, e Irma, que tras pasar por las Antillas alcanzó la categoría 5 y provocó 12 muertos en Florida.

Otra poderosa tormenta, el huracán María, devastó el Caribe a fines de septiembre, incluyendo a Dominica y Puerto Rico, un territorio estadounidense.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *