Aumentan las peleas en Cuba por los alimentos

Es hasta abusivo el tiempo que tienen que esperar las personas que no están acogidas a los carretilleros, pero es la ley”.

ICLEP-COCODRILO CALLEJERO: La lucha por los alimentos de primera necesidad

Texto y foto Ailín Mondejar Vázquez. Periodista Ciudadana

Los Arabos, Matanzas, 9 de febrero, 2018

Aumenta indignación y conatos de reyertas entre los habitantes del batey Cuatro Esquina cada vez que traen un producto a la bodega, sobre todo alimentos que deben venderse durante el día, y se tensa la coexistencia entre los llamados carretilleros y los consumidores normales; debido a la carencia de otra balanza que permita a los empleados del establecimiento establecer un equilibrio lógico de atención a la ciudadanía. No han sido pocos los sucesos de indisciplina social causados por la injusta preferencia de la cual gozan los carretilleros; como lo ocurrido el 11 de diciembre último cuando un anciano sufrió un pico de presión arterial por el irrespeto de su lugar en la cola. De igual forma, discapacitados y mujeres embarazadas o con niños pequeños en brazos, a punto de comprar, han tenido que ceder su lugar y esperar largos periodos ante la llegada de un carretillero.

“Solo es ley absurda que se ha entronizado en este batey”, dijo Manolo Acosta mientras socorría al anciano caído. Acto seguido, Manolo, se dirigió a tramitar lo sucedido con la delegada de la zona, conocida por Mary. Esta respondió: “Todo el mundo sabe que eso está mal y que un día va a provocar una desgracia entre la gente del batey; pero para cambiar lo que está establecido hay que plantearlo en una reunión de rendición de cuentas”. A una pregunta a Severino, el administrador de la bodega, éste respondió: “Yo puedo aliviar esta situación si la empresa me asigna otra balanza. De esa forma puedo atender a la vez a los mensajeros y a la población. Es verdad que es hasta abusivo el tiempo que tienen que esperar las personas que no están acogidas a los carretilleros, pero es la ley”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *