En Cuba, sin electricidad para reparar artículos eléctricos

ICLEP- EL CUBANO LIBRE DE HOY: Lunes negro en los Arabos.Amas de casa se encuentran con que tienen que recurrir al fogón para preparar los alimentos.

  Fotos en venta de: Taller de reparación de aparatos eléctricos y ...
foto de archivo

Alberto Sánchez Martiatu
Director de Capacitación del ICLEP
Los Arabos, Matanzas, 31 de oct, 2014.
En Cuba, sin electricidad para reparar artículos eléctricos. Sin poder dar crédito a la pesadilla que estaban viviendo, un grupo de personas mal humoradas, con las hornillas y ollas eléctricas debajo del brazo, protestaban frente al taller de reparaciones del municipio.
La asignación mensual de electricidad para dicho taller de reparaciones se había agotado, por lo que le era imposible a la entidad estatal prestar servicio a la población.
Los hechos se desarrollaron el lunes 29 de septiembre, un día después de los festejos oficiales por el aniversario de la creación de los llamados CDR (Comité de Defensa de la Revolución).
Los obreros, agrupados en la recepción del local y cruzados de brazos, respondían a la gente: “ La culpa es del contador eléctrico inteligente que instalaron. No se asusten, lo están poniendo en todas las empresas. Esa medida está dentro del plan para ahorrar energía. No es nuestra responsabilidad. Vayan al Gobierno a quejarse. Tenemos una asignación mensual de energía, cuando se agota ni el médico chino echa a andar a esos contadores, son demasiado inteligentes ”.
Teniendo en cuenta que la mayoría de la población cocina sus alimentos con los equipos eléctricos vendidos por el Estado, la noticia de la afectación se esparció como pólvora en el pueblo.
Súmele a eso, que tales equipos de cocción no son de muy buena calidad; pues para la alimentación de la familia y debido a las frecuentes roturas son imprescindibles las reparaciones.
“ Yo no sé con qué fogón voy a cocinar hoy. Tendré que recoger un poco de leña y prender una fogata en el patio de mi casa y en medio del pueblo. Pero esto es Cuba en el siglo XXI. A nadie se le ha ocurrido pensar que el gasto de electricidad está en función de la cantidad de equipos rotos. Que tal medida de ahorro debe ser flexible en ese taller. En este pueblo, parece que hay una sucursal del bloqueo ”, comentaba una maestra, quien no quiso identificarse.
http://iclep.org/el-cubano-libre-de-hoy-ano-2-n-14-2014