IMG-LOGO

Agentes policiales arrestan violentamente al comunicador Esteban Rodríguez

Esteban Rodríguez

Feb 28, 2021 | 6:01 PM


La Habana, 28 de febrero de 2021, (ICLEP) – Agentes policiales arrestaron violentamente al comunicador Esteban Rodríguez después de haber transmitido en directo por las plataformas digitales de ADN Cuba la realidad que se vive en la isla.

“Primero no puedes tocarme. Yo voy a ir, pero no puedes tocarme por gusto”, se escucha decir al comunicador en un vídeo publicado en ADN Cuba, en el momento que estaba siendo arrestado de forma violenta por dos agentes uniformados.

Rodríguez fue conducido a la unidad policial de Zanja en La Habana donde permaneció detenido por espacio de dos horas este sábado 27.

“Me llevaron detenido por gusto, porque yo no estaba violando nada. Ustedes estaban viendo la transmisión. Yo verdaderamente no sé por qué me detuvieron”, denunció el comunicador en un vídeo después de ser liberado y aseguró que un oficial que se conoce por el nombre de Castillo se le tiró de forma violenta para arrancarle los collares del cuello y otro le provocó una lesión en el puño izquierdo.

Según ADN Cuba su colaborador es “es iyawó (yabó) de la Regla de Osha o Santería, religión derivada de las creencias de la cultura africana yoruba, muy arraigada en Cuba. Como tal, viste de blanco y porta collares alusivos al santo que asentó, en su caso Changó”.

“No respetan religión, no respetan nada. Ellos (Policía Política) no respetan nada”, dijo el comunicador en la directa en la que también agradeció a todos los que se solidarizaron con él e instó a sus seguidores a continuar escuchando la canción “Patria y Vida”.

Esteban Rodríguez, el pasado año fue el comunicador del género masculino que más hechos represivos sufrió por ejercer el periodismo independiente.

El ICLEP pudo corroborar que contra Rodríguez el régimen cubano lo agredió en 29 ocasiones, “Entre las violaciones que sufrió el reportero se encuentra haber sido difamado en la emisión estelar del Noticiero de la Televisión cubana sin tener derecho a réplica, fue multado por el Decreto Ley 370, fue citado oficialmente para interrogatorios policiales, sufrió arrestos arbitraros, amenazas de cárcel y reclusión domiciliaria a través de un cerco policial a su vivienda que le impedía hasta llevar a su hija a la escuela. Su domicilio en varias ocasiones fue invadido por agentes policiales sin orden judicial”, recoge el informe Balance Parcial 2020, Hechos violatorios a la libertad de prensa en Cuba.

0 Comentarios

Añadir comentario